falafel

Receta de Falafel rápido y sencillo El Vesubio: Cómo prepararlo en casa

Ingredientes
500gr de garbanzos
125 gr de habitas frescas peladas
75 gr de guisantes frescos
3 cebolletas
3 dientes de ajo
1/2 taza de perejil picado
1 cucharadita de bicarbonato El Vesubio
3 cucharadas de semillas de sésamo
2 cucharadas de cilantro molido
1 cucharada de sal
Aceite de oliva virgen

Hoy en El Vesubio os proponemos una receta exótica pero a la vez muy sana para que preparéis vosotros mismos en casa. Se trata del falafel, una receta típica de la cocina árabe que con la mezcla de sabores y especias la hace irresistible y muy sabrosa.
 
Si sois amantes de las comidas del mundo no os podréis resistir a no preparar vosotros mismos vuestros propios falafels y disfrutarlos para dipear con alguna salsa o en bocadillos tipos kebap y si aún no conocéis estas especies de croquetas de garbanzos, os animamos a que probéis a hacerlos y descubrir este particular sabor.
 
En la mayoría de recetas se emplea el garbanzo como única legumbre para realizar los falafels, pero os proponemos esta variante añadiendo habas y guisantes que le aportaran un verde más intenso y aún más sabor. Como ocurre con las croquetas os recomendamos que os comáis los falafel calientes  ya que con el paso del tiempo se reblandecen.falafel
 
A continuación os enseñamos la preparación de esta fácil receta:
 
Lo primero que debes hacer previamente a la realización de esta receta es dejar los garbanzos a remojo la noche de antes, con el paso de las horas se reblandecerán y crecerán y serán perfectos para utilizarlos.
 
Una vez han pasado las horas necesarias, escurrimos y secamos los garbanzos y también pelamos los guisantes y las habitas y reservamos.
 
Picamos bien finas las cebolletas juntos con los dientes de ajo bien machacados y en un vaso de batidora añadimos a esta mezcla los garbanzos, guisantes y habitas. Trituramos todo bien hasta obtener una masa con pequeños tropezones pero sin llegar a ser una pasta. A continuación, picamos bien el cilantro y el perejil y lo añadimos también a la mezcla.
 
Removemos todo bien, añadimos el sésamo, el bicarbonato y la sal y mezclamos bien todo de nuevo con la propias manos, siempre bien limpias, para distribuir bien los ingredientes.
 
Dejamos reposar toda la masa unos 15 minutos y una vez pasado este tiempo iremos haciendo pequeñas bolitas de unos 40 gr. Apretaremos bien nuestras bolitas de falafel y así saldrá el posible exceso de agua. Podemos darle forma de croqueta o de mini hamburguesa.
 
Ahora en una sartén con abundante aceite de oliva bien caliente, freiremos nuestros falafels hasta que queden bien dorados y crujientes, los dejaremos en un plato con papel absorbente para que que absorba el exceso de aceite y !listos para comer!.
 
Si os ha gustado esta receta échale un vistazo a todas las recetas que tenemos en nuestro recetario o descubre todos los consejos que os proponemos en nuestras RRSS.

13
SEP